jueves, 25 de diciembre de 2008

Fe y mala fe darwinista.



Quizá llegue un día en donde todos los experimentos químicos razonables realizados para descubrir un origen probable de la vida hayan fracasado inequívocamente. Nuevas pruebas geológicas pueden indicar una aparición súbita de la vida en la Tierra. Por último, quizás hayamos explorado el universo sin encontrar rastros de vida, ni procesos que conduzcan a la vida, en ninguna parte. En tal caso, algunos científicos pueden optar por volcarse en la religión en busca de una respuesta. Pero otros, entre ellos yo, procuraríamos revisar las improbables explicaciones científicas sobrevivientes con la esperanza de escoger una que fuera mas probable que las demás.
Origins: A skeptic´s guide to the creation of life on Earth. Robert Shapiro

Los experimentos químicos razonables posiblemente ya han sido realizados. Shapiro, uno de los pocos científicos ortodoxos que se ha enfrentado de verdad al problema que supone la aparición de la vida, se da unos millones de años de tregua para explorar el universo y no encontrar vida en ninguna parte, (si la encontrásemos no sé en que cambiaría el problema) en tal caso él no se rendiría, de hecho es un luchador que ante la evidencia del diseño inteligente, se agarra a que la imposibilidad absoluta no existe y que siempre puede haber una posibilidad infinitesimal del milagro del azar. Fe, eso se llama fe y Shapiro y los darwinistas la tienen. También la mala fe, porque rendirse a la evidencia del diseño inteligente, ver que no es posible la aparición y evolución de la vida por azar, y llamar a eso volcarse en la religión, aunque él mismo conceda antes que esa sería la hipótesis más probable.
Entender la fe darwinista y la mala fe que genera, es una tarea imprescindible.

6 comentarios:

Herodoto dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Herodoto dijo...

El darwinismo se ocupa de la evolución, esto es, de cómo unas especies evolucionan a otras. El origen de la vida, cómo de la no-vida surgió la vida, es un problema que no le incumbe, como el mismo Darwin dejó escrito. ¿Tal vez mala fe antidarwinista?

Pepe dijo...

El darwinismo no es na teoría científica, es una filosofía materialista que lo explica TODO ¿ Usted no conoce a Daniel Dennett?
Puede pasar en este mismo blog por la entrada "genes egoístas, lerdos robot" y ver como el darwinismo es la única posibilidad de respuesta a las grandes preguntas existenciales, algo más que una teoría científica limitada a la evolución biológica.
El problema del origen de la vida sí le incumbe, otra cosa es que se estrellen contra un muro y disimulen.
¿Dónde dejó Darwin escrito que el origen de la vida no le incumbía?
Darwin fue el primero que especuló sobre el charco templado como lugar de origen de la vida.

Herodoto dijo...

Pepe, si no le importa, le contestaré mañana, salgo ahora de viaje precisamente a lugar donde tengo "El origen de las especies" y así podré responder a su pregunta con el libro en la mano.

Saludos.

Herodoto dijo...

Ya he podido repasar el libro. En un repaso rápido no he podido encontrar todo lo que quería, pero creo que con esto debería bastar.

Antes de entrar en si el darwinismo es una teoría científica o no, hay que tener claro de qué estamos hablando. Si nos referimos a la teoría de Darwin, el propio Popper consideraba al darwinismo como una teoría no científica (programa de investigación metafísica, creo recordar que lo llamaba), pero si nos referimos una "filosofía materialista que los explica TODO", eso no tiene nada que ver con la teoría de Darwin, quien en "El origen de las especies" finaliza con las siguientes palabras:

Hay grandeza en esta concepción de que la vida, con sus diferentes fuerzas, ha sido alentada por el Creador en un corto número de firmas o en una sola, y que, mientras este planeta ha ido girando según la constante ley de la gravitación, se han desarrollado y se están desarrollando, a partir de un principio tan sencillo, infinidad de formas las más bellas y portentosas.

No parece muy materialista ¿verdad?

En cuanto al origen de la vida, tienes estos dos extractos en el mismo libro:

[Capítulo VIII. Instinto]

Muchos instintos son tan maravillosos, que su desarrollo parecerá probablemente al lector una dificultad suficiente para echar abajo toda mi teoría. Debo sentar la premisa de que no me ocupo del origen de las facultades mentales, de igual modo que tampoco lo hago del origen de la vida misma.

(...)

[Capítulo XV. Recapitulación y conclusión]

No es una objeción válida el que la ciencia hasta el presente no de luz alguna sobre el problema, muy superior, de la esencia u origen de la vida.


No recuerdo ahora si Darwin especuló o no con el problema del origen de la vida. Puede que lo hiciera, del mismo modo en que también pudo especular sobre infinidad de cuestiones. En cualquier caso, no todas las especulaciones de Darwin son "darwinismo”. Y si realmente llegó a hacer esas especulaciones que señalas, definitivamente eso no era parte de su teoría sobre el origen de las especies.

Pepe dijo...

Hola Herodoto: cuando hablo de darwinismo me refiero naturalmente al neodarwinismo, no es posible hoy ser darwinista pero no neo. Creo que conocerás que muchos darwinistas han bromeado con que Darwin no trata del origen de las especies en su libro.
En cuanto a las creencias de Darwin, a pesar de las citas creo que era ateo, al menos desde la muerte de su hija Annie y que lo ocultaba sobre todo por no disgustar a su esposa, aunque él tenía muy claras las implicaciones de su teoría.
No me apetece nada hablar de Darwin.
Hoy la ideología darwinista está actualizada por Dawkins, Dennett o el fallecido Gould, estos son hoy "el darwinismo", es aleccionador leerlos.
La especulación sobre el charco templado y el origen de la vida, solo lo escribió Darwin en cartas privadas.
Saludos.