sábado, 15 de noviembre de 2008

Pereza mental, chapuza intelectual.




Si cabe extraer un mensaje de la genética del diseño animal es que , pese a toda la fascinante variedad de formas que la zoología exhibe ante nuestros asombrados ojos , la evolución es infinitamente más conservadora de lo que nadie había imaginado hasta hace sólo unos años: jamás parece construir nada desde cero, y hasta los procesos evolutivos generadores de complejidad aparentemente más rápidos, a los que creíamos capaces de convertir unas simples células de la piel en un ojo cuantas veces lo exigieran las presiones del ambiente, hunden profundamente sus complejas raíces en Urbilateria, y en parte incluso más atrás. El ancestro de todos animales bilaterales se construyó a base de módulos genéticos, y la evolución posterior se ha basado en gran medida en en plagiar, duplicar, reutilizar y recombinar esos módulos prácticamente intactos. François Jacob dijo que la evolución es una chapucera, pero se le olvidó añadir que también es una inconmensurable perezosa.
Así termina Javier Sampedro el capítulo ¿Chapuzera o perezosa? del libro Deconstruyendo a Darwin.

Aunque de forma probablemente no intencionada es una clara confesión de la verdad que los avances de la genética nos muestra: la información genética sustantiva es previa a la evolución, todo estaba allí desde el principio, la evolución es solo el despliegue de esa información genética que apareció caída del cielo en el mítico Urbilateria, desde entonces solo alguna recombinación de ese prodigioso software.
La imaginación darwinista hacía aparecer ojos de forma independiente en los distintas ramas del reino animal, "cuantas veces lo exigieran las presiones del ambiente". Ja ja.
Que un programa genético previo a la evolución de los animales, como Pax 6, sirva para fabricar tanto el ojo de un vertebrado como el ojo compuesto de una mosca no es una chapuza, sino todo lo contrario, un diseño muy sofisticado, flexible e inteligente.
¿Perezosa la evolución? ¿Cómo pueden afirmar esto, si toda la información genética estaba ya desde el principio?
Pienso que el avance de la genética que nos muestra el diseño inteligente los ha dejado totalmente noqueados y solo aciertan a farfullar estas incoherencias.