lunes, 17 de noviembre de 2008

El naturalista revolucionario ataca de nuevo



El naturalista revolucionario Eduardo Robredo


El naturalista revolucionario está siempre atento a cualquier manifestación no ortodoxa para lanzar su sermón e invectivas, a propósito de un articulo publicado en la Página de la COPE.
Solo trato algunos temas sin ánimo de ser exaustivo, el naturalista nunca descansa.

En cursiva van los textos entresacados por el naturalista del artículo de la COPE, y en negrita mis comentarios a las divagaciones del naturalista.


El primer problema de esta hipótesis es que jamás hemos observado un salto de especie, y la ciencia necesita que las demostraciones confirmen las suposiciones.
Cuanto más sofisticadas son las teorías científicas, más complicadas resultan de "confirmar". En las ciencias más avanzadas existen multitud de términos teóricos que son muy difíciles o acaso imposibles de conectar con enunciados de observación, si bien pueden inducirse mediante evidencias empíricas y teóricas indirectas. Los sucesos cuánticos, por ejemplo, no se pueden "observar", y tampoco los grandes saltos evolutivos -incluso si se asume el saltacionismo-, que presumiblemente requieren importantes periodos de tiempo geológico.

Esto es realmente cómico, el contenido lógico e informativo de la teoría darwinista es de una simplicidad apabullante: la supervivencia del más apto y la reproducción diferencial explican la evolución, todo el gran armatoste teórico posterior son solo enormes epiciclos para hacer encajar de cualquier forma la realidad que nos muestra la ciencia con las fantasiosas explicaciones darwinistas. Las divagaciones del revolucionario sobre la imposibilidad de conectar los enunciados con la observación son a causa de que la evolución sigue exactamente los patrones contrarios a los que predice la teoria darwinista, los mecanismos evolutivos darwinistas predicen de hecho una evolución lenta sin saltos, pero la evolución nos muestra la explosión Cambrica, la aparición en un instante geológico de todos los phyla, todos los distintos diseños animales sin antecedentes fósiles divergentes, los cerebros, ojos organos locomotores etc..surgidos de la nada. Es difícil imaginar una forma más contundente de falsación de las fantasias darwinistas, pero no solo es la Explosión Cambrica, todos los verdaderos grandes cambios evolutivos como afirmaba Ayala antes de ser abducido por el fanatismo darwinista:

"Los origenes evolutivos de los taxones superiores son poco conocidos. La posibilidad de que las brechas tengan como causa la extinción de intermedios se convierte cada vez en más inverosímil.
La mayor parte de de los órdenes, clases y filos aparecen de repente y normalmente con todos los caracteres que las distinguen.
Estamos obligados a concluir que la mayor parte de los taxones realmente nuevos que aparecen repentinamente debieron de hecho de originarse repentinamente
".La Evolución en acción F J Ayala y J W Valentine




Hablar de evolución biológica es, en primer lugar, constatar la aparición progresiva de las diferentes especies, y las semejanzas morfológicas entre las especies próximas en el tiempo. A partir de esos hechos, el evolucionismo interpreta la mera semejanza morfológica como surgimiento de unas especies a partir de otras, por medio de una relación de causalidad.

Los evolucionistas distinguen las semejanzas homólogas y análogas según la evolución de un rasgo sea paralela o convergente. Dos partes orgánicas diferentes son homólogas cuando se puede presumir un mismo origen evolutivo, algo que la biología molecular puede ayudar a verificar identificando fragmenos de ADN prácticamente idénticos entre especies. Pero la semajenza de dos estructuras es sólo análoga si ha sido adquirido de un modo filogenéticamente independiente. Ejemplos clásicos de evolución analógica son las alas de las mariposas, de los murciélagos y las aves, frente a las alas del pterodactylus, el murciélago y el ave, que son estructuras homólogas.

El revolucionario, no sabe que los conceptos de homología y analogía están en revisión, en revisión algo secreta, para que los creyentes como Robredo no pierdan la fe, como si esta no fuera fuerte contra toda evidencia. Hasta hace muy poco los distintos tipos de ojos tenían una evolución análoga porque los ojos de los mosquitos y de los vertebrados, tan distintos ellos habían evolucionado de forma independiente, pero todo se vino abajo cuando se descubrió un programa genético previo y común que fabrica ojos tan distintos en phylos tan diversos, todavía no lo han asimilado, porque es un diseño muy inteligente.
Robredo debería informarse, sobre la nueva visión de homología y analogía que están perdiendo su sentido con los nuevos descubrimientos genéticos. Toda la información genética sustantiva es previa a la evolución, y existe una homología profunda inimaginable hasta hace poco.
Le recomiendo la lectura de la sección: Homología profunda y paralelismo ubicuo del Capitulo 10 del Libro Gordo de Gould y alguna sección Sampedro, como cuando afirma: "si todos los apéndices de los animales bilaterales tienen un origen común, las alas de los cuervos y los murcielagos son homologas en un sentido más profundo: un sentido en el que ambas sólo han evolucionado solo han evolucionado una vez en tiempos de Urbilateria".
Si Robredo estudiara más y predicara menos no haría tanto el ridículo, pero no tiene tiempo para todo.


Aunque Mendel había descubierto las leyes de la transmisión hereditaria en 1865, el mundo no conoció esa revolución científica hasta 1900. Por ese retraso, Darwin murió sin sospechar que los caracteres adquiridos no se incorporan al patrimonio genético y, por tanto, no se transmiten por herencia. Aquí radica el tercer punto débil del darwinismo. Sin embargo, un buen ejemplo puede hacer creíble cualquier error, y perpetuarlo indefinidamente entre el gran público.

Aunque Darwin parece que tuvo conocimiento del descubrimiento de Mendel, por desgracia no tuvo conciencia de las importantes consecuencias derivadas para su teoría. Lejos de destruir el "darwinismo", el hallazgo de Mendel hubiera salvado la principal dificultad que presentaba la teoría de la evolución por selección naturtal, detectada en su tiempo por Fleeming Jenkin (la selección natural no podría actuar en el modelo "darwiniano" original, sino precisamente en el mendeliano). De hecho, el descubrimiento de que los caracteres adquiridos no se heredan terminó incoporándose sin problemas en la síntesis darwinista del siglo XX.

Darwin no abrió el trabajo de Mendel cuando lo recibió, no le interesaba, estaba preocupado por otros temas.
El problema detectado por Jenkins por supuesto no se resolvió con la genética mendeliana, (incorporándose sin problemas afirma el revolucionario) toda la inmensa palabrería y numerología de la genética de poblaciones solo lleva a algunos a afirmar que existe la posibilidad muy muy remota de que la evolución darwinista pudiera superar de alguna forma la implacable ley de H-W, pero para ellos solo que no exista una imposibilidad absoluta es una demostración de la certeza de sus teorías, son así, como la imposibilidad absoluta no existe, la vida apareció en la sopa.
¡Qué tropa!

9 comentarios:

Aureliano Buendía dijo...

¿Por qué no le cuentas todo esto a Robredo en su casa?

Pepe dijo...

El naturalista me censura sistemáticamente ¿Qué otra cosa puede hacer?

anónimo 21 dijo...

Pepe quita la foto de ese tio de los granos o no vuelvo por aquí, da grima verlo.

petroski dijo...

Mmmmmh,

Qué quiere que le diga pepe... No me queda clara cual podría ser su intención al publicar la foto del "naturalista revolucionario"... Aunque creo que no echará usted de menos los ilustrativos comentarios del tal "anónimo 21"...

Por mi parte, aportaría al bien común el que no volviera a aparecer por aquí.

¿No?...

(Revisando mi concepto de "patetismo absoluto"...)

Un saludo.

P.D.: En absoluto pretendería inmiscuírme en los asuntos de ustedes dos... Claro está.

Anónimo dijo...

Bueno, leido tus noticias, solo decir, que has demostrado que no sabes mucho sobre la explosión cámbrica. Supongo que solo sabrás de Burgess Shale del Cámbrico Medio y nada de Chengjian o Sirius Passet del Cámbrico inferior, que ya muestran las mismas faunas, que duran hasta el Ordovicico. Y si quieres algo más patrio, ahi tienes el yacimiento de Murero también del C. Inferior. Y todas estas faunas vienen ya de antes,m de las faunas Tommotienses. Te recomiendo que leas algo de los MacMenamin, unos paleontologos americanos muy majos.

Anónimo veneciano dijo...

Los anónimos de este blog estamos ya bastante desprestigiados, para que venga este pollo diciendo: "leído tus noticias" y haciéndose el chuleta con datos al alcance de tres clikc en Google y suponiendo que Pepe no conoce eso de Chengjiang, sin comprobar que lo menciona varias veces en esta página. Así no progresamos.

petroski dijo...

Anónimo veneciano...

Me ha picado eso de "Chengjian"... Y sí, está al alcance de un par de gugelazos...

Ahora, no he podido encontrar en nigún lado la opinión de nuestro anfitrión...

En aras del progreso, y sin acritud...

anónimo veneciano dijo...

Hola petroski
Nuestro anfitrión nombra Chengijang al menos en la entrada "El registro fósil, la explosión Cámbrica... de 19 de Abril y en Burgess Shale de 21 de JUlio, siempre mencionando los vertebrados aparecidos allí.

Creo que Gould termina su libro sobre la explosión cámbrica hablando de Pikaia y que de este bicho descenderían los cordados y vertebrados. La aparición de los tataranietos antes que los abuelos, fue un gran golpe para el darwinismo que se sufrió como otros en silencio.

paso de tooo dijo...

passsso de estos rollos troncossss